Preparar fáciles recetas de Bonito del Norte, Atún Claro, Anchoas y gulas con nuestros consejos de cocina. Recetas elaboradas con ingredientes de la más alta calidad

Xató – receta de ensalada catalana

El Xató o Xatonada es una ensalada a base de escarola, bacalao, anchoas, atún y aceitunas; muy arraigada en la cocina catalana. Una ensalada típica de los meses de frío al que se le añade un toque muy especial: la salsa romesco.

El Xató ha dado lugar a una ruta gastronómica del mismo mombre que abarca pueblos del alto y del bajo Penedés y la zona del Garraf; todos ellos con una alta tradición vitivinícola (DO. Penedés y Cava). Y es que la palabra Xató procede de «aixatonar», es decir, poner grifos a barricas de vino; acción que se llevaba a cabo en la fiesta del primer vino joven de la temporada

Xató receta de ensalada catalana

Receta de Xató o Xatonada

Receta para 4 personas

Ingredientes

1 lata de Anchoas del Cantábrico

1 tarro de Bonito del Norte al natural

Bacalao

1 escarola

Aceitunas negras

Para la salsa romesco necesitaremos:

Tomates

Ajos

Ñoras y pimientos de choricero

Almendras

Avellanas

Una rebanada de pan

Aceite

Vinagre

Pimienta

Sal

Para esta receta te recomendamos…


Cómo preparar Xató o Xatonada

Preparación de la salsa romesco

Para preparar la salsa romesco, lo primero que debemos hacer es «escalivar» los tomates y los ajos, es decir, asarlos en el horno. Para hacerlo más rápido, podemos hacerlo en el microondas, a potencia máxima durante 5 minutos.

Por oto lado ponemos agua a hervir en una cacerola e introducimos la ñora y el pimiento de choricero para escaldar. La idea es que podamos extraer la carne de éstos, por lo que el escaldado nos facilitará este trabajo. En el momemto en que la ñora y el pimiento de choricero pierdan la arrugas que tienen en un inicio, significa que los podemos retirar del fuego.

Xato xatonada salsa romesco

Por otro lado, freímos una rebanada de pan en una sartén y tostamos las almendras. Podemos aprovechar el pan que nos haya sobrado delndía anterior

Una vez tengamos preparados los 3 pasos anteriores, ponemos los tomates asados, ajos asados, 1 ajo crudo, las almendras tostadas, las avellanas y la rebanada de pan en un mortero. De la ñora y el pimiento choricero cogemos solo la carne con una cuchara y lo añadimos al mortero. Finalmente se añaden el vinagre, el aceite, la sal y la pimienta.

Preparación del Xató

Para el Xató, ponemos en un recipiente la escarola lavada y cortada. Añadimos el bacalao y el atún, y depués echamos por encima la salsa romesco. Finalmente añadimos las anchoas y las aceitunas negras.

Xato receta de ensalada

Pastel de atún claro

En esta receta vamos a ver cómo preparar un pastel de atún claro al horno, tipo flan, elaborado con conserva de atún que seguro tenemos en la despensa. Os adelantamos que el sabor os sorprenderá muy gratamente. Las cantidades que os proponemos son para 6 raciones, por lo que es ideal si tenéis invitados. Si sobra, no os preocupéis, aguanta muchos días en la nevera.

La elaboración del pastel de atún claro es muy sencillo, no nos quitará apenas tiempo. Además, una vez hecho el pastel, podemos darle nuestro toque personal mediante los ingredientes que pongamos alrededor. En nuestro caso añadiremos tomate, cebollino y mayonesa, pero se puede «aliñar» con otras salsas o hierbas; o añadir surimi, alcaparrar o lo que se nos ocurra. Estos ingredientes finales cambiarán por completo el sabor y la presencia de nuestro pastel de atún claro.

Pastel de atún claro conservas

Para elaborar este pastel de atún claro, vamos a utilizar atún en conserva en lugar de pescado fresco. Esto nos facilitará la elaboración porque es un producto que siempre tenemos a mano, y además el sabor del atún en conserva es mucho más suave y recomendable para esta receta.

Dentro de las distintas conservas que pueda haber, recomendamos utilizar atún claro al natural o en agua. En este tipo de conservas el sabor del atún es neutro, de lo contrario nos podría quedar regustillo a aceite o a escabeche. Así, utilizar conservas en agua es mucho más idóneo para preparar un pastel de atún. En caso de no disponer de ello, nos aseguramos de escurrir bien el atún a emplear.

Receta de pastel de atún claro

Receta para 6 personas

Ingredientes

1 tarro de atún claro al natural

Leche evaporada 6% (envase de 500ml que encontraremos en el supermercado)

60 gr de salsa de tomate

3 huevos grandes

Tres rebanadas de pan de molde

Para darle forma y decorar el pastel de atún:

1 tomate

Mayonesa

Cebollino

Molde para el pastel (1 litro de capacidad)

Para esta receta te recomendamos…


Cómo preparar el pastel de atún en conserva

Para hacer el pastel de atún claro, ponemos el atún claro, la leche evaporada, la salsa de tomate, los tres huevos y las rebanadas de pan sin corteza en un recipiente. Trituramos bien todos los ingredientes hasta que quede una crema muy fina. Vamos a tomarnos el tiempo necesario para que la mezcla quede lo más fina posible. Una vez lo hayamos logrado, esta listo para hornear.

Precalentamos el horno a 200ºC con un recipiente con agua en su interior. Esto nos permitirá cocinar el pastel de atún al baño María.

Engrasamos el molde. Recomendamos que sea de forma rectangular, tipo plum cake, aunque se podría utilizar un molde otro tipo. Vertemos la mezcla del primer punto dentro del molde y lo tapamos con papel de aluminio. Después lo introducimos en la bandeja con agua, que estará ya caliente. Lo dejamos cocinar durante 45-50 minutos aproximadamente a 170ºC. Comprobamos la cocción del pastel de atún utilizando una brocheta o un cake tester.

Para la decoración del pastel de atún, vamos a utilizar tomate cortadito en cubos, cebollino picado y mayonesa casera. Para que la mayonesa quede más vistosa, podemos expandirlo alrededor del pastel utilizando una manga pastelera.

Pastel de atún en conserva

Pizza de anchoas y atún claro

La pizza es una de las comidas más populares que existen, que gusta a pequeños y a mayores. Aunque muchas veces se asocia con comida rápida y poco saludable, una pizza elaborada en casa y con ingredientes de primera calidad puede ser tan saludable como el que más. Además de los ingredientes, los italianos suelen remarcar que es importante hacer la masa en casa (en las próximas líneas os explicaremos cómo hacerlo). Para ello, sólo tenemos que prestar atención a las cantidades y dedicarle mucho amor; y nos saldrá una pizza auténtica, riquísima y muy sana.

En nuestro caso vamos a preparar dos hermosas pizzas caseras, en el que los protagonistas serán la anchoa del Cantábrico y el atún claro. Un planazo para hacerlo en familia, ya que no conlleva grandes complicaciones para los pequeños de la casa.

Pizza de anchoas y atún

Pizza casera de anchoas y atún claro

El secreto de una buena pizza está en sus ingredientes: si son de buena calidad, el éxito estará garantizado. Por ello, recomendamos utilizar bonito del norte o atún claro para elaborar la pizza, que son las dos especies de túnidos de mayor calidad. Lo mismo ocurre con las anchoas, las del Cantábrico son las de mayor calidad de todo el mundo. Además consumiremos productos locales, por lo que disminuiremos nuestra huella de carbono.

Para esta receta hemos utilizado atún claro, ya que es más sabroso. Para darle más sabor aún, vamos a emplear unas anchoas del Cantábrico de calidad extra. El resto de ingredientes son los habituales en las pizzas: tomate casero (importante que sea casero, marca la diferencia), queso, tomates cherry, tomillo y orégano.

Receta de pizza de anchoas y atún claro

Receta para 4 personas

Ingredientes

Para la masa

400g de harina

50g de aceite de oliva virgen extra

15g de levadura

200g de agua

Sal


Para el relleno

1 tarro de atún claro en aceite de oliva 450

1 lata de anchoas del Cantábrico 50g

Queso Emmental

Tomate frito casero

Tomates cherry

Orégano

Tomillo

Para esta receta te recomendamos…


Cómo preparar pizza de anchoas y atún claro

En primer lugar, vamos a preparar la masa de la pizza. Para ello vamos a utilizar la batidora, utilizando el utensilio de amasador de la misma. Ponemos en el vaso de la batidora harina, aceite de oliva virgen extra y una pizca de sal. Después, mezclamos la levadura fresca y el agua e incorporamos en el vaso. Luego procedemos a amasar la mezcla durante 10 minutos aproximadamente a una velocidad de 1 y medio.

Si no tenemos amasadora, podemos hacerlo a mano. Para ello ponemos todos los ingredientes en un cuenco y amasamos durante 15-20 minutos. En ambos casos el resultado debe ser una masa suave, elástica y sin grumos.

Hacemos una bola con la masa y lo cubrimos con papel film. Se debe dejar reposar durante una hora, hasta que el volumen de la masa llegue a ser el doble.

Tal como hemos comentado, prepararemos dos pizzas, por lo que partiremos la masa en dos trozos y formaremos dos bolas. Cogemos una de las bolas y comenzamos a formas la base de la pizza. Podemos hacerlo con las manos únicamente o ayudarnos de un rodillo. Le damos forma para que tenga una forma lo más redondeada posible.

Pizza casera de anchoas y atún

Cuando tengamos la masa lista, ponemos el tomate frito casero, un poco de orégano y tomillo y espolvoreamos el queso emmental.

Ya está la pizza para meterla al horno. Nos aseguramos de que el horno está precalentado y metemos la pizza durante 20 minutos a unos 200º. Mientras, podemos ir preparando la otra masa que tenemos reservada.

Trascurrido el tiempo, retiramos la pizza del horno y ponemos el atún claro y las anchoas del Cantábrico. Volvemos a hornear la pizza, esta vez durante 8 minutos.

Sacamos la pizza del horno, y ponemos los tomates cherry por partidos por la mitad. Repetimos los mismos pasos con la segunda pizza.

Pizza de atún y anchoas cantábrico

Croquetas de mejillones y sardinillas

Las croquetas son un plato económico y muy popular, que gusta tanto a pequeños como a mayores. Por ello es una preparación muy recurrente en el menú semanal de muchas familias. Como alternativa a las típicas croquetas de jamón, os proponemos unas croquetas de mejillones y sardinillas. Para la elaboración de estas croquetas “marineras”, tiraremos de mejillones y sardinillas en conserva, que seguro que tenemos en la despensa.

Croquetas de mejillones y sardinillas Arroyabe

Croquetas de mejillones y sardinillas en conserva

Aunque tradicionalmente las croquetas han sido un recurso para aprovechar la carne utilizada para cocinar una sopa, las conservas son un ingrediente ya elaborado que tenemos siempre a mano. Además, en el caso de que tengamos niños en casa, conseguiremos que estos coman uno de los alimentos que menos les gusta y que es necesaria para su alimentación; el pescado.

Receta de croquetas de mejillones y sardinillas

Receta para 4 personas

Ingredientes

1 lata de mejillones en conserva

1 lata de sardinillas en conserva

3 huevos

Pan rallado

1 cebolla

40 gr. de harina

500 gr. de leche desnatada

40 gr. de aceite de oliva

Para esta receta te recomendamos…


Cómo preparar croquetas con mejillones y sardinillas en lata

En primer lugar debemos preparar la bechamel para el relleno de las croquetas. Para ello calentamos aceite de oliva en una sartén y añadimos cebolla cortada en trozos pequeños. Cuando la cebolla esté dorada, añadimos la harina y lo mezclamos bien con la cebolla. Lo removemos durante un par de minutos para que la harina vaya adquiriendo sabor.

A continuación, vertemos leche caliente poco a poco, sin dejar de remover. Seguimos removiendo todo constantemente, hasta que la mezcla comience a espesar. En ese momento, añadiremos los mejillones y las sardinillas cortadas en trocitos.

Una vez quede todo bien mezclado y nos quede una masa homogénea, ya tenemos el relleno de las croquetas preparado. Lo ponemos en una bandeja y cubrimos con papel film. Se recomienda dejar a temperatura ambiente hasta que se temple. Después lo dejaremos enfriar en la nevera durante un par de horas.

Transcurrido ese tiempo, tendremos una masa sólida y lista para darle forma. Preparamos pequeñas bolas con la masa para posteriormente rebozar.

Para el rebozado, batimos 3 huevos con una pizca de sal. Necesitaremos también pan rallado. Cogemos las bolas que hemos hecho con la masa y los pasamos por huevo batido y pan rallado.

Freímos las croquetas en una sartén con abundante aceite de oliva. Recomendamos ir dejando las croquetas fritas en un plato con papel de cocina, para que vaya absorbiendo el exceso de grasa.

¡Y listo! Ya tenemos crujientes croquetas de mejillones y sardinillas listas para disfrutar.

Croquetas de mejillones y sardinillas textura

Ensalada de ventresca de bonito con pimientos asados

 

La ensalada de ventresca es un plato muy adecuado para encuentros con familiares y amigos o cuando queramos deleitarnos con una ensalada más especial de la habitual. Y es que la ventresca es la parte más jugosa y tierna del bonito del norte, y también la más valorada por los consumidores, por lo que tiene un consumo más caprichoso.

Ensalada de ventresca de bonito

Receta de ensalada de ventresca con pimientos asados

Receta para 2 personas

Ingredientes

1 lata de ventresca de bonito

4 filetes de anchoa

Varias hojas de lechuga

1 patata asada

1 pimiento asado

Aceite de oliva

Vinagre de Módena

Sal y pimienta

Para esta receta te recomendamos…


 

Cómo preparar la ensalada de ventresca

La base de la ensalada de ventresca será la patata. Por tanto, cocemos la patata, la cortamos en rodajas, lo salpimentamos y lo ponemos en el centro del plato formando un círculo.

Ponemos encima varias hojas de lechuga, de diverso tipo, debidamente lavadas y cortadas. Aliñamos la ensalada con aceite de oliva, vinagre de Módena y sal.

Encima de la lechuga irá la ventresca de bonito del norte. Intentamos sacarlo de la lata lo más entero posible para que la ensalada quede lucida. Para coronar la ensalada de ventresca ponemos unos filetes de anchoa, dos por comensal, por ejemplo.

Para terminar con esta receta de ensalada de ventresca cogemos 1 pimiento asado, lo cortamos en trozos o tiras y lo ponemos en los costados del plato, bordeando el resto de ingredientes que están en el centro en forma circular. Para facilitar la receta podemos utilizar pimientos del piquillo preparados en lata.

Ensalada de bonito del norte, garbanzos y huevo duro

Ensalada de bonito del norte, garbanzos y huevo duro

La ensalada de bonito, garbanzos y huevo es muy fácil de preparar y aporta muchos de los nutrientes que necesitamos: incluye legumbres (garbanzos) frutas y verduras (tomate, cebolla) y proteínas saludables (bonito y huevo), lo cual hace que sea un plato muy completo.

Al ser una ensalada se sirve fría, aunque también puede servirse templada. Es una buena forma de consumir legumbres en días calurosos y una alternativa a las ensaladas tradicionales en la época estival, cuando el consumo de este tipo de platos aumenta.

Receta de ensalada de bonito, garbanzos y huevo duro

Receta para 4 personas

Ingredientes

1 tarro de lomos de bonito del norte (400 gr.)

300 gr. de garbanzos

2 huevos duros

2 tomates

1 cebolla

Aceite de oliva Virgen Extra

Pimienta

Orégano

Sal

 

Para esta receta te recomendamos…


Cómo preparar la ensalada de garbanzos, bonito y huevo duro

Cocción de los ingredientes

Para la preparación de los garbanzos se aconseja ponerlos a remojo la noche anterior, ya que así estarán blanditos para proceder a su cocción. Retiramos el agua del remojo y ponemos agua nueva a hervir en una olla. Añadimos los garbanzos cuando esté hirviendo y los dejamos cocer durante 20-25 minutos. También podemos utilizar garbanzos en conserva, y ahorrarnos este paso.

A su vez, aprovechamos para cocer los huevos durante 10 minutos en otra cazuela. Luego los dejamos enfriar en el frigorífico.

Cuando los garbanzos estén listos, los escurrimos y los ponemos en un recipiente. Es interesante tapar el recipiente para que los garbanzos no se resequen. Lo ponemos en el frigorífico para que enfríen.

Preparación de la ensalada de bonito

Para presentar la ensalada, ponemos de base en un cuenco los garbanzos. Encima de ellos ponemos los lomos de bonito del norte, el huevo duro y rodajas de tomate y cebolla.

Para terminar se aliña al gusto con aceite de oliva y espolvoreamos pimienta y orégano.

Ensalada de gulas con tomates

Ensalada de gulas con tomates

Las gulas son un ingrediente ideal para las ensaladas, tanto si las preparamos en frío como para una ensalada templada. En el caso de los Arroyabitos, las gulas vienen acompañadas de una guindilla que le da el punto justo de picante y aceite. Por lo que solamente tendremos que calentarlo un poco, escurrirlo y añadirlo a la ensalada.

Para esta receta hemos seleccionado como base tomates cherry y pepinos, aunque la base de la ensalada va a gusto de cada uno, ya que las gulas tienen infinidad de combinaciones posibles.

Receta de ensalada de gulas con tomates

Receta para 2 personas

Ingredientes

1 tarro de Arroyabitos (gulas al ajillo)

Tomates cherry

1 pepino

1 diente de ajo

Comino molido

Aceite de oliva

Sal

Para esta receta te recomendamos…


 

Preparación de las gulas al ajillo

En primer lugar vamos a preparar las gulas. Para ello pasamos el contenido del tarro de Arroyabitos por un colador, separando el aceite y las gulas (y la gindilla) del interior. Vertemos el aceite en una sartén, lo calentamos y añadimos un diente de ajo cortado en láminas. Una vez que el ajo esté dorado, añadimos las gulas y la guindilla y lo cocinamos durante 1-2 minutos.

Otra posibilidad es la de escurrir bien los Arroyabitos y añadirlos a la ensalada directamente en frio, aunque nosotros recomendamos cocinarlo porque adquiere un sabor mucho más intenso y porque conseguiremos una ensalada tibia, ya que mezclamos gulas cocinadas con verduras frescas. También se puede calentar el tarro de Arroyabitos en el microondas y después escurrir las gulas para añadir a la ensalada.

Preparación de la ensalada de gulas

Ponemos en una ensaladera tomates cherry cortados por la mitad y el pepino cortado en dados. Condimentamos todo ello con sal y comino molido.

Ya solo nos queda añadir los Arroyabitos bien escurridos a la ensalada, aliñar con aceite de oliva y mezclar todo bien. ¡Tendremos una ensalada tibia lista en menos de 15 minutos!

 
Receta de ensalada de gulas

Crostata de Bonito del Norte y queso crema

La crostata es un plato dulce de origen italiano que se prepara a base de pasta brisa o masa quebrada, y que habitualmente suele estar rellena de mermelada. Es una especie de tarta, que también se prepara con chocolate, crema o requesón. En nuestro caso vamos a darle un toque distinto utilizando el rey de nuestras conservas, el bonito del norte, y combinarlo con queso crema. Así conseguiremos una crostata con un sabor no tan dulce, pero que seguro os sorprenderá.

Para esta receta recomendamos utilizar Bonito del Norte (o Atún Claro) al natural, ya que las conservas de esta modalidad tienen un sabor neutro y no influirá en el sabor que se obtendrá al mezclarlo con el queso. De utilizar conservas en aceite de oliva o escabeche, corremos el riesgo de que la crostata tenga sabor a esos dos líquidos de cobertura, ya que el bonito los absorbe con el paso del tiempo.

Receta de crostata de Bonito del Norte y queso crema

Receta para 4 personas

Ingredientes

1 tarro de bonito al natural (227 gr.)

2 masas de pasta brisa (o masa quebrada)

3 huevos

300 gr. de queso crema (queso untable)

25 gr. de pepinillos

Para esta receta te recomendamos…


Cómo preparar la crostata de bonito del norte

En primer lugar, preparamos la base de la crostata con la pasta brisa. Para ello, estiramos la masa con un rodillo hasta que sea del tamaño del recipiente que vamos a utilizar y cubrimos toda la base y las paredes. Se recomienda que el recipiente sea redondo y apto para el horno.

Por otro lado preparamos el relleno de la crostata. Removemos bien el queso crema y añadimos los 3 huevos. Una vez mezclado, añadimos el bonito del norte desmigado y los pepinillos picados; y lo volvemos a revolver todo hasta que todos los ingredientes estén bien mezclados entre ellos. Después vertemos esta mezcla en el recipiente con base de pasta brisa.

Crostata de bonito Arroyabe

Para cubrir una crostata se suele emplear el «enrejado». Para ello se estira la masa sobrante y se corta en tiras (habitualmente con una ruedecilla).  Después se colocan estas tiras por encima del relleno, entrecruzadas entre ellas. Como toque final, doblamos el exceso de masa que nos ha quedado en las paredes del recipiente hacia dentro.

Para finalizar, horneamos la crostata a 180º durante 15-20 minutos, en un horno previamente calentado.

Receta de crostata

Estofado de ventresca de atún

En esta receta vamos a preparar un estofado con maíz, tomate crudo, pimiento verde y cebolla; para posteriormente darle nuestro toque maestro añadiendo ventresca de atún.

El estofado consiste en la cocción de alimentos en un recipiente cerrado (con una tapa) con el cual se evita la evaporación y se retienen los sabores y aromas de los alimentos cocinados. Al añadirle la ventresca de atún y el maiz conseguiremos una especie de ensalada templada muy sabrosa.

Estofado ventresca de atun receta

Receta de estofado de ventresca de atún

Receta para 4 personas

Ingredientes

2 latas de ventresca de atún (111 gr.)

2 latas de maíz (285 gr.)

2 tomates

1 pimiento verde

1 cebolla

Caldo de pescado

Mantequilla (20 gr.)

Pimienta negra

Sal

 

Para esta receta te recomendamos…


Cómo preparar el estofado de ventresca de atún

Para el estofado, ponemos a calentar aceite en una olla o cazuela. Para ello, podemos aprovechar el aceite de oliva que traen las propias latas de ventresca, ya que conserva todas las propiedades del aceite y nos ahorraremos el tener que añadir aceite extra. Una vez esté caliente, añadimos la cebolla picada y el tomate cortado en dados. Lo dejamos cocinar unos minutos para después añadir el maíz y la mantequilla. Tapamos la cazuela y lo dejamos así durante 3 minutos.

Después cortamos el pimiento verde en rodajas, lo ponemos en la olla y vertemos vaso y medio de caldo de pescado. Lo volvemos a tapar y cocinamos todos los ingredientes hasta que el caldo reduzca. Para que el estofado se cocine adecuadamente, es importante tapar bien la cazuela con una tapa.

Una vez esté listo el estofado, solo falta añadir la ventresca de atún por encima y espolvorear con pimienta negra.

Estofado de ventresca de atún

Ensalada de anchoas, naranja y lomo asado

La ensalada de naranja es un tipo de ensalada muy típica dentro de la dieta mediterránea, la cual combina muy bien con conservas de pescado como el Bonito del Norte, el Atún Claro o las anchoas.

En esta ocasión proponemos una ensalada de anchoas del cantábrico con naranja y lomo asado, en la que este manjar del cantábrico será el rey de la receta, ya que además de ser un ingrediente de la ensalada, elaboraremos una mayonesa con un toque a anchoa muy especial.

Ensalada de anchoas y naranja

Receta de ensalada de anchoas con naranja y lomo asado

Receta para 2 personas

Ingredientes

1 lata de Anchoas del Cantábrico

1 pieza de lomo de cerdo

2 naranjas sanguinas

2 patatas

1 huevo

Aceite de girasol

Sal gorda

Para esta receta te recomendamos…


Cómo preparar la ensalada de anchoas con naranja

Preparación del lomo a la sal

En primer lugar preparamos el lomo a la sal. Para ello ponemos en un recipiente apto para horno una base de sal gorda, la pieza de lomo encima y lo cubrimos todo con más sal. Metemos todo en un horno precalentado y lo dejamos a 180 ºC durante una hora. Después lo dejamos enfriar y retiramos toda la sal.

Preparación de la mayonesa de anchoas

En segundo lugar vamos a preparar la mayonesa de anchoas, que se prepara igual que una mayonesa de toda la vida a la que se le añaden anchoas para darle su punto de sal. Ponemos en el vaso de la batidora dos anchoas y el huevo (podemos añadir agua para que quede más fluida) y lo batimos durante unos segundos. Luego vamos añadiendo poco a poco aceite de girasol y sin dejar de batir el huevo y la anchoa, hasta que la mayonesa tome cuerpo. Si creemos que la mayonesa ha quedado sosa, podemos añadir más anchoas al final y batir bien la mayonesa.

Ensalada de Anchoas y naranja

Elaboración de la ensalada de anchoas

Una vez que tenemos el lomo a la sal y la mayonesa, procedemos a preparar la ensalada de anchoas, añadiendo la naranja y la patata.

Cocemos las patatas enteras, con piel y todo en una olla durante 20 minutos aproximadamente. Una vez cocidas, las dejamos enfriar, las pelamos y cortamos las patatas en tacos grandes.

Hacemos lo mismo con el lomo a la sal. Cortamos dos lonchas gruesas y lo cortamos en cuadrados. Ponemos los tacos de patatas y de lomo en un recipiente.

A continuación pelamos las naranjas a lo vivo, es decir, pelamos la piel de la naranja, incluida toda la parte blanca que cubre la naranja. (puedes verlo en este vídeo)

Para finalizar, mezclamos todos los ingredientes de nuestra ensalada de anchoas, naranja y lomo asado. Para ello añadimos la mayonesa al recipiente en el que están el lomo y las patatas y lo mezclamos todo. Decoramos la ensalada con unos gajos de naranja pelados y dos filetes de Anchoas del Cantábrico por persona.

Ensalada anchoas, naranja y lomo